Corrupción – Cuba – Corruption
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendar
October 2013
M T W T F S S
« Sep   Nov »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  
Archives

Aún por escribir historia oficial de la corrupción

Aún por escribir historia oficial de la corrupción
Miércoles, Octubre 2, 2013 | Por Arnaldo Ramos Lauzurique

LA HABANA, Cuba, octubre, www.cubanet.org – En noviembre de 2007, Osiris
López, jefe de Asuntos Penales de la Fiscalía General de la República,
declaró al semanario Trabajadores que la corrupción en Cuba era
esencialmente administrativa y económica, agregando: “Por suerte, en las
altas esferas del Estado no tenemos corrupción política…”. “No tenemos
escándalos… relacionados con presidentes de bancos o ministros
corruptos.”. “La corrupción se da en los niveles intermedios y
empresariales”.

Seis años después, el 24 de septiembre de 2013, la Contraloría General
de la República, en la figura de la Vicepresidenta del Consejo de
Estado, Gladys Bejerano Portela, argumentaba que alrededor del 76 por
ciento de los hechos de corrupción en el país ocurren a nivel de
unidades de base.

Como señaló Osiris López, en Cuba no trascienden los escándalos por
corrupción en las altas esferas del Estado, pero eso se debe
exclusivamente a que la prensa oficial no los reporta. No obstante, este
tipo de escándalo ha sido abundante en los últimos años.

Por lo regular se omite poner en la picota los casos de los
defenestrados por escándalos. Únicamente se dan a conocer algunos, como
el del dirigente del partido único Juan Carlos Robinson, condenado a 12
años de prisión, y muy pronto liberado; o como el del ministro Alejandro
Roca Iglesias, que estuvo durante muchos años al frente de la industria
alimentaria, y que fue condenado a 15 años de cárcel.

Salvo algunos casos, como estos últimos, solo se pueden destacar los de
tres funcionarios del Consejo de Administración y una directora del
Poder Popular, en Sancti Spíritus, destituidos y sometidos a proceso
penal. El primer secretario del PCC en esa provincia, Miguel Acevo
Cortiñas, fue “liberado” meses después.

La lista incompleta de altos dirigentes y funcionarios partidistas y
estatales defenestrados en los últimos años, aburre, por su extensión,
pero por lo regular solo se acompaña del título de “liberados” de su
cargo. Entre los que más destacan, están Carlos Lage Dávila, secretario
del Consejo de Estado; Felipe Pérez Roque, ministro de Relaciones
Exteriores y uno de los preferidos de Fidel Castro; Carlos Valenciaga,
secretario personal e intérprete del pensamiento del máximo jefe;
Fernando Remírez de Estenoz, encargado exterior de actividades
inconfesables del régimen, a través del Partido Comunista de Cuba (PCC);
el general de división Rogelio Acevedo González; el ministro de
Educación Luis Ignacio Gómez Gutiérrez ; Yadira García Vera, que siempre
ocupó altos cargos con el beneplácito del máximo jefe; Pedro Sáez
Montejo, máximo dirigente partidista en la capital; Juan Contino Aslam;
más un largo etcétera, entre los que se cuentan Marcos Portal León,
Marta Lomas, Otto Rivero, Jorge Luis Sierra, Raúl de la Nuez y Fidel
Figueroa de la Paz.

Eso por no relacionar a los muchos corruptos que no aparecen en ninguna
lista oficial, como José Ramón Balaguer Cabrera o Lorenzo Somarriba,
ministro de Salud Pública y director del hospital psiquiátrico de
Mazorra, respectivamente, donde hubo más de 26 muertos ligados a hechos
de corrupción, que ocasionó la condena de funcionarios y especialistas.
Balaguer fue ascendido a jefe del Departamento de Asuntos Exteriores del
PCC, y Somarriba a jefe de la misión médica en Haití.

Osiris López dijo que en el país no hay hechos de corrupción
relacionados con presidentes de bancos, pero Francisco Soberón,
presidente del Banco Central de Cuba, fue “liberado” sin que se
explicaran las razones, al tiempo que se informaba que iba a dedicarse a
escribir, pero aún no ha aparecido ningún escrito suyo.

Un artículo del periódico Juventud Rebelde, del 25 de septiembre, la
emprende contra los “especuladores por cuenta propia”, y pide que se les
aplique la Ley. Sin embargo, las mismas instituciones del régimen
empujan a los trabajadores a las acciones ilegales. Recientemente, el
semanario Trabajadores publicó una queja del personal de la Terminal de
Contenedores de La Habana, porque les descuentan sus aumentos de
estímulos ya ganados.

Se pretende hacer creer que los alarmantes niveles de corrupción tienen
su origen en el deterioro de los valores morales que hemos sufrido en
los últimos años, pero todo se originó en 1959, cuando fue violado
oficialmente el respeto de propiedad, con medidas que comenzaron
expropiando latifundios y grandes compañías nacionales y extranjeras,
hasta llegar, en 1968, a la expropiación de barberías, bodegas y hasta
carritos de fritas. Ahora el régimen pretende que se respete la
propiedad de un Estado que nació ladrón.

Source: “Aún por escribir historia oficial de la corrupción | Cubanet” –
http://www.cubanet.org/articulos/aun-por-escribir-historia-oficial-de-la-corrupcion/

Tags: , , , , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *