Corrupción – Cuba – Corruption
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendar
December 2013
M T W T F S S
« Nov   Feb »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  
Translate (from Es)
Archives

Desabastecimiento e ilegalidades en mercados agropecuarios de Ciego de Ávila

Desabastecimiento e ilegalidades en mercados agropecuarios de Ciego de Ávila
JUEVES, 19 DE DICIEMBRE DE 2013 12:36 ESCRITO POR ROBERTO VALDIVIA

Cuba actualidad, Ciego de Ávila, (PD) En artículos anteriores hice
referencia al desabastecimiento de productos básicos de la canasta
familiar -como arroz, frijoles, viandas y vegetales- en los mercados
agropecuarios estatales de la provincia Ciego de Ávila y otras unidades
habilitadas al efecto. Además, y de

manera contradictoria, los servicios informativos gubernamentales del
territorio informaban crecimiento y cumplimiento de los planes de
producción agrícolas, y justificaban el desabastecimiento con factores
vinculados a trámites burocráticos en la comercialización y
transportación de los productos.

La provincia Ciego de Ávila, en la región central de la isla, a 460 km
de la capital del país, cuenta con fértiles tierras y abundante agua, su
inmensa mayoría en cuencas subterráneas y represas que garantizan la
presencia del preciado líquido durante todo el año. Dadas sus
características especiales para el desarrollo agrícola, el territorio
avileño era reconocido como uno de los más productivos de Cuba, de ahí
las grandes migraciones y asentamientos de chinos, haitianos,
jamaiquinos, árabes, españoles (fundamentalmente canarios) y en las
últimas décadas, residentes de las provincias orientales del país.

Ante esta realidad, muchos de los que hoy peinan canas se preguntan por
qué tanta escasez. Personas vinculadas al sector aseguran que a pesar de
las dificultades económicas, la provincia mantiene buenos estándares de
producción, pero mucho de lo producido es enviado en primer lugar a la
red hotelera del turismo internacional, mercados estatales de La Habana
y Santiago de Cuba, además de otros territorios de la región oriental
con bajas producciones agrícolas, hogares de niños sin amparo filial,
hogares de ancianos, hospitales y otras entidades de la salud pública.

Por si fuera poco, los carretilleros o revendedores cuentapropistas que
no producen nada, se están abasteciendo en los mercados agropecuarios
estatales. De mutuo acuerdo con los administradores compran grandes
cantidades de productos agrícolas que luego revenden a la población.

Para que se tenga una mejor idea: la libra de malanga, que en el mercado
tiene un valor de 2.60 pesos, estos nuevos negociantes se la pagan al
administrador a 4 pesos y la venden al pueblo a 5, de manera que es este
último quien paga las consecuencias del descontrol. Esta actividad
económica ilícita se ha convertido en práctica común y nadie toma cartas
en el asunto. Todos se hacen de la vista gorda en una maniobra de
sálvese quien pueda, amén de los inspectores estatales.

El domingo 1º de diciembre, temprano en la mañana, las personas que se
encontraban en el mercado estatal conocido por Frutávila, quedaron
asombradas ante las muchas variedades de productos y su alta calidad.
Pero como la alegría en casa del pobre dura poco, algunos de los
presentes afirmaron que la anormal situación se debió a la anunciada
visita de dirigentes de nivel central, y estos no podían llevarse una
mala opinión.

El asombro fue mayor cuando concluida la visita y apenas habían comprado
algunos clientes, comenzaron a acabarse todos los productos. La gran
mayoría se quedó con ganas de comer tomates de ensalada: el
administrador solo sacó a la venta tres cajas. Ahora la incógnita es de
dónde sacaron esos productos. ¿Hay o no hay?

A pocos días de concluir el año 2013, el malestar y la incertidumbre de
la población van en aumento. Durante todo un año no ha sido fácil
garantizar la canasta familiar. Súmese al desabastecimiento el
incremento de los precios en los sectores estatal y privado, además de
las adulteraciones en el pesaje de los productos. Es difícil encontrar
una pesa con sello de garantía o en perfecto estado, y aun si es así, te
siguen robando.

De igual manera productos de segunda o tercera calidad son vendidos con
precios de primera; no existen normas ni rebajas de precios. Los
inspectores, bien, ¿y tú? Como dice mi vecino Agapito: “Esta pelea es de
león a mono, y el mono amarrado. Vamos de mal en peor”.

Para Cuba actualidad: valdirobe2012@gmail.com

Source: “Desabastecimiento e ilegalidades en mercados agropecuarios de
Ciego de Ávila | Cuba noticias actualidad.Periodismo independiente.” –
http://www.primaveradigital.org/primavera/cuba-sociedad/sociedad/9422-desabastecimiento-e-ilegalidades-en-mercados-agropecuarios-de-ciego-de-avila.html

Tags: , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *